29 de diciembre de 2014

FanHard, el primer cómic que vendí


Hace unos días encontré en casa de mi tía estos tres cómics. Se trata de FanHard, el primer cómic que dibujé "en serio", que autoedité, y que vendí (sí, a mi tía, pero algo es algo). Y como veis, era un plagio descarado de Fanhunter (no me juzguéis, solo tenía once años).

Para quien no lo sepa, Fanhunter es una saga de cómics creada por Cels Piñol, ambientada en un presente/futuro alternativo en el que un librero loco da un golpe de Estado, destruye el Vaticano y conquista Europa, autorpoclamándose Papa y estableciendo que la única religión permitida será la Religión de Dick (que veneran las obras de Philip K. Dick), y los fans de cualquier otra cosa serán perseguidos por los fanhunters. Los personajes del cómic son conocidos como narizones, ya que prácticamente no tienen cara, solo nariz. Además, carecen de piernas.


El argumento de FanHard estaba basado en lo mismo, solo que yo lo mezclé con una parodia de Spider-Man, así que el villano era Kingpin (aunque se acababa convirtiendo también en Papa, así que al final venía a ser lo mismo). Más adelante también metí a Batman. Por lo demás, todo lo que pasaba estaba inspirado en las numerosas aventuras de Fanhunter. Hasta los personajes eran prácticamente los mismos.


Aunque el tercer número acababa con un "continuará", no volví a dibujar más (poco después me metí de lleno con Yo Yo Jakusho). Viéndolo con perspectiva, la verdad es que me quedó bastante bien, para la edad que tenía y teniendo en cuenta que lo dibujaba todo directamente a rotring, sin lápiz ni goma. Dejando de lado el hecho de que era un plagio, claro. Ejem. Igual no debería haber dicho que me lucré con estos cómics (¡hasta SEIS euros gané! ¡SEIS!).

...

Cels, si lees esto, no me denuncies.

0 comentarios:

Publicar un comentario